¿Se atora en plena acción?: `Penis captivus´, el síndrome del pene atorado

El extraño fenómeno de quedar enganchados durante el sexo no es una idea loca, ni de tu imaginación. ¡Tiene nombre y te decimos en qué consiste!

Si alguna vez imaginaste que tu pene se quedaba atorado en la vagina de tu chava mientras tenían sexo, no estás equivocado, este síndrome es llamado ‘Penis Captivus’.

Este síndrome del pene atrapado o atorado en la vagina tuvo su primera aparición científicamente documentada hace más de 100 años, y la última se registró en el año 2005.

Datos apuntan que incluso también en la época medieval ocurría, y la única forma de hacerle frente a la situación era con oración y agua bendita.

Pareja enganchada sexualmente

Foto: Getty Images.

Según el sitio BBC Health Check, este padecimiento es un hecho inusual, pero cuando sucede, imagínatelo, se convierte en una dolorosa realidad.

SEXO ANAL PARA TU CHAVA SEGÚN LA FORMA DE TU PENE

Nalgas sexys

Foto: Getty Images.

Esto es lo que sucede

Pene atorado

Foto: Getty Images.

Mientras el pene está en la vagina, los músculos pélvicos femeninos rítmicamente durante un orgasmo comienzan a contraerse a tal grado que esas contracciones hacen que mientras el pene esté dentro, con la presión ejercida, empiece a llenarse de sangre hinchándolo y ocasionando que se quede atorado hasta que los músculos femeninos se relajen para que suelte el pene y la sangre comience nuevamente a circular.

PLACER TOTAL: LAS MÁS FAMOSAS POSICIONES PARA TENER SEXO EN EL SILLÓN

Por lo general es un síndrome que dura entre 5 y 8 segundos, sin embargo lo que se aconseja es que si te llega a suceder, la pareja comience con series de respiración para poder alcanzar un momento de desestrés de los músculos del cuerpo, y así lograr la separación del miembro.

Ya lo sabes, dile a tu chava que no se estrese, no vaya a ser que en una de esas te apriete a tal grado que te de ‘El Penis Captivus’.

SHARE
Comenta ahora

TE PUEDE INTERESAR

PUBLICIDAD