6 básicos antes de llevarlo a la cama

Consejos que debes tener en cuenta antes de llevar a tu hombre a la cama

El deseo está al alcance del celular y redes sociales, las adolescentes gustan abordar a quienes les gustan y lo hacen directa a través de la tecnología, Snapchat, Facebook, Whatsapp, InstaDo, Tinder, entre otras; son cómplices para  desinhibirse y abrir una ventana que puede concretarse en una relación sexual.

Sin embargo, en este paso la adolescente continúa con las viejas prácticas y descuida comúnmente la parte de la protección y seguridad. Aquí te dejamos un plan a seguir antes de llevarlo a la cama, recuerda lo que importa es que te sientas cómoda y hables francamente de lo que esperas de tus encuentros sexuales.

 

[NO TE PIERDAS: 7 reglas para tener un amigo con derechos]


  • Gustos sexuales.

Es muy importante que antes de estar en un ambiente donde todo conlleve a una relación sexual, hables directamente de lo que te gusta y disgusta, qué prácticas te excitan y cuáles te desagradan, con qué posiciones disfrutas y cuáles te provocan dolor así como qué tipo de situaciones vas a permitir durante el contacto sexual.

  • Protección.

La mujer debe negociar siempre y en todo momento el condón, sobre todo en parejas no estables, parejas nuevas o parejas de riesgo, el condón te salva la vida ya que es el único que te protege de infecciones de transmisión sexual. Si le sumas un método anticonceptivo, tipo uno de larga duración como el implante subdérmico, una varilla muy pequeña que el médico coloca debajo de la piel en el antebrazo de la mujer, discreto,  reversible, efectivo y que protege por 3 años, estás bien protegida.

  • Higiene.

Hay que tener cuidado a la hora de elegir el jabón para la vagina, busca uno especial para esta zona o bien usa agua y jabón neutro para conservar el pH vaginal. En el caso de los hombres es importante comprobar si tiene una buena higiene y salud genital, esto lo verás cuando retraigas el prepucio y esté libre de esmegma (secreción blanquecina o bolitas blancas entre el glande y el prepucio), que no huela mal y que no tenga verrugas genitales. Recuerda que en prácticas anales se debe utilizar el condón siempre, ya que el pene se puede contaminar con las bacterias de la zona.

  • Fantasías.

Antes de hablarle sobre tus fantasías debes tener muy claro si tu pareja entiende que la fantasía no es un hecho real, sino una idea que tiene un toque de deseo y de imaginación. Y antes de comunicarle la fantasía evalúa dónde están los parámetros de esa persona, porque si haces una petición que vaya en contra de sus creencias, educación y pensamientos; podrías generar un conflicto de pareja grave. Evalúalo y recuerda que a veces las fantasías están en nuestra mente, pero en la práctica pueden no resultar tan satisfactorias.

  • Complicidad.

Un cómplice de travesuras, risas y sexo es lo más maravilloso que puedes encontrar. En el sexo necesitas un cómplice de orgasmos y satisfacción. Aquí el punto de partida es la comunicación: sé abierta y franca, di lo que esperas de la relación y si se alinean en lo que piensan, sienten y quieren, has encontrado al cómplice que alimentará la parte de tus deseos. Hay mucho por descubrir en la sexualidad, recuerda que tener sexo va mucho más allá del acto, se puede hacer el amor hablando, con una mirada, jugando y descubriendo.

  • Expectativas.

Es fundamental plantearse claramente ¿qué quiero y qué espero hoy de esta relación? ¿Para mí qué significa la relación que tenemos? ¿Es importante dar un paso más formal, quizá formar una familia? ¿Para mí eres exclusivo o no llevo a cabo la exclusividad?, todos los factores importantes que se tienen que aclarar sobre qué tipo de relación quieres y que futuro buscas en ella.

 

Hoy el sexo es más informal, producto de la realidad que se está viviendo, si has decidido verte proactiva y llevar el control durante el encuentro amoroso o sexual, recuerda que dentro de la parte proactiva está la prevención, que la libertad en la parte sexual va acompañada de tu responsabilidad ante el cuidado y bienestar, contigo y con la otra persona.

Evita situaciones peligrosas desde infecciones de transmisión sexual como el virus del papiloma humano hasta un embarazo no planificado. Evita caer en prácticas donde descuides tu integridad física por no medir los riesgos y permitir conductas sexuales violentas. La recomendación es darte tu espacio y tiempo para analizar cada una de las relaciones en las que quieres participar y practicar sexo seguro, no olvides negociar siempre el condón y tomar el control de la natalidad.

*  Dra. Deny Welsh es Médico Cirujano, realizó una Maestría en Medicina Sexual especializándose en sexología educativa, también realizó una especialidad en colposcopia clínica, detección de papiloma y lesiones precancerosas, Desde el 2003 labora como Médico sexoterapeuta. Ha participado en distintos medios de comunicación como revistas, radio y televisión, así como en capacitaciones y campañas para prevención de infecciones de transmisión sexual y mejora en la salud sexual. Actualmente es miembro de la Asociación Internacional de Sexualidad.

[TAMBIÉN TE RECOMIENDO: Condón femenino, todo lo que debes saber]

SHARE
Comenta ahora

TE PUEDE INTERESAR

PUBLICIDAD